El horizonte legal del Cannabis Medicinal / Dr. MARTÍN GALINDEZ

 

El horizonte legal del Cannabis Medicinal.

Dr. Martín Galindez

Abogado
Matrículas profesionales
Corte suprema de la nación, Tº57,Fº746
CPA de Comodoro Rivadavia Mat 256
Excmo tribunal de Justicia de la Provincia de Santa Cruz TºXIV Fº 173

 

Introducción.

La planta de marihuana es utilizada por la humanidad desde épocas remotas y para los más variados fines, siendo sus usos más frecuentes el recreativo y el medicinal. En este caso, tratándose de un informe jurídico e informativo vinculado a la salud, el foco del análisis será puesto de manera exclusiva en el uso medicinal.-

Hace poco más de 50 años, la farmacopea argentina, incluía a la marihuana dentro de su listado de medicinas, pero, por diversos motivos, la utilización de la planta de cannabis comienza a ser regulada por el derecho penal, sin diferenciar claramente el uso que se le fuera a dar a la misma.- 

Pese a la tipificación como delito del uso de la planta, sus propiedades medicinales fueron socavando dicha restricción, puesto que el derecho a la salud es irrenunciable y la necesidad de su utilización por ciertos pacientes, impostergable.- 

El Código Penal Argentino, define que se entiende por “estupefaciente”, y establece que así serán considerados los psicotrópicos y demás sustancias susceptibles de producir dependencia física o psíquica, que se incluyan en las listas que se elaboren y actualicen periódicamente por decreto del Poder Ejecutivo Nacional. La planta de Cannabis está en dicho listado.

Sin embargo, por las conductas y requerimientos sociales, el propio Estado va comprendiendo por medio de sus instituciones que el derecho penal se encuentra sometido ante el derecho a la Salud por lo que, bajo la figura del uso medicinal compasivo, se autoriza la utilización e importación de aceite de Cannabis; es nula la persecución penal a los autocultivadores medicinales y se reproducen por parte de todo el arco político nacional, proyectos de ley que tienen como objetivo principal, establecer el régimen legal del cannabis medicinal.-

 

Los Proyectos de Ley vinculados al uso del Cannabis Medicinal.-

El Estado Nacional tutela o protege ciertos bienes de la sociedad, como ser la vida, la libertad, la integridad sexual, el patrimonio y la seguridad pública, entre otros.-

Así, dentro de los Poderes del Estado Nacional, el Poder Legislativo Nacional tiene competencia exclusiva para dictar cierto tipo de normas de mucha trascendencia para la sociedad y en su caso,

disponer su modificación. Modificar algunas leyes, es tan necesario como crear o dejar sin efecto a otras. Es innegable que las sociedades cambian, y que muchas veces sus instituciones deben reflejar esos cambios y promover leyes que los plasmen expresamente. Y en el caso que dichas leyes regulen el acceso a la salud, dicha regulación debería ser creada urgentemente.-

Asimismo, la Constitución Nacional, como ley suprema de la República Argentina, otorga jerarquía constitucional al Derecho a la salud, mediante la incorporación al ordenamiento jurídico local de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, La Declaración Americana de los Derechos y Deberes del Hombre y el Pacto Internacional de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales reglamenta la facultad de dictar leyes nacionales por parte del Congreso y da un piso de derechos y obligaciones para los habitantes de la nación.-

El Presidente de la Nación también dicta normas de carácter administrativo, que no pueden alterar lo dicho por una ley o por la constitución, pero que son en muchos casos, imprescindibles para la aplicación y la eficacia de una ley. Ejemplo: si hay una ley que dispone que se investigue sobre una materia de salud y el poder ejecutivo no asigna presupuesto, la ley nunca se aplicará y la investigación no se realizará.-

Proyectos de Ley que se están tratando en el Congreso Nacional Las leyes nacionales inherentes a la salud, a los estupefacientes, a la discapacidad, a la investigación científica y tecnológica, al derecho de los pacientes y de los médicos, hoy se encuentran bajo análisis del Congreso Nacional, con iniciativas tanto en la Cámara de Diputados, como en la de Senadores.-

Muchas veces, la falta de leyes o su desactualización, impactan negativamente en la sociedad, ya sea porque se consideran legalmente disvaliosas ciertas conductas y por ello se les aplica una pena, o porque la ausencia de leyes impiden el goce de derechos, garantizados por la Constitución Nacional.-

El año 2016 refleja una intensa actividad legislativa en pos de la regulación legal del uso medicinal del cannabis. En efecto, los legisladores que han presentado proyectos de ley para regular el Cannabis medicinal en la Cámara de Diputados de la Nación son los siguientes: 

Molina, Karina Alejandra, Unión PRO, La Rioja (Expte 4584-D- 2016); 

Garre, Nilda Celia, Frente para La Victoria, Expte. 3726-D- 2016; 

Donda Perez, Victoria Analía- Libres del Sur (CABA), Cousinet, GRACIELA – LIBRES DEL SUR (MENDOZA), MASSO, FEDERICO AUGUSTO- LIBRES DEL SUR (TUCUMAN) Expte. 3438-D- 2016; 

SOSA, SOLEDAD- FRENTE DE IZQUIERDA Y DE LOS TRABAJADORES (MENDOZA), LOPEZ, PABLO SEBASTIAN- FRENTE DE IZQUIERDA Y DE LOS TRABAJADORES (SALTA), PITROLA, NESTOR ANTONIO- FRENTE DE IZQUIERDA Y DE LOS TRABAJADORES (BS AS), BARRETO, JORGE RUBEN- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (ENTRE RIOS) Expte 2427-D- 2016 

CONTI, DIANA BEATRIZ- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (BS AS), PEDRINI, JUAN MANUEL- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (CHACO), GAILLARD, ANA CAROLINA- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (ENTRE RIOS), GERVASONI, LAUTARO- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (ENTRE RIOS), TROIANO, GABRIELA ALEJANDRA- PARTIDO SOCIALISTA (BS AS), GRANA, ADRIAN EDUARDO- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (BS AS), CARLOTTO, REMO GERARDO- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (BS AS), FERREYRA, ARACELI- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (CORRIENTES), GARRE, NILDA CELIA- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (CABA), DI TULLIO, JULIANA- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (BS AS), RAMOS, ALEJANDRO- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (SANTA FE), BREGMAN, MYRIAM- PTS - FRENTE DE IZQUIERDA (BS AS), CIGOGNA, LUIS FRANCISCO JORGE- FRENTE PARA LA VICTORIA – PJ (BS AS), ARGUMEDO, ALCIRA SUSANA- PROYECTO SUR – UNEN (CABA), Expte 0147-D- 2016 

BUIL, Sergio Omar, BUENOS AIRES Expte 0349 –D -2016

La iniciativa en la Cámara de Senadores de la Nación se resume a los proyectos presentados:

LUENZO Alfredo (CHUBUT) Expte. 2760/2016

GARCIA LARRABURU, SILVINA MARCELA-FJP- PJ (RIO NEGRO), PILATTI VERGARA, MARIA INES-FPV-PJ (CHACO), FUENTES, MARCELO JORGE -FPV- PJ (NEUQUEN), DURANGO, NORMA HAYDEE-PJLP (LA PAMPA), BLAS INES –FPV-PJ- (CATAMARCA) Expte 3060-S- 2016

Bajo diversas técnicas legislativas, los proyectos en danza tienen dos ejes: despenalizar el uso de cannabis con fines medicinales y promover la investigación.-

Sin embargo, pese a la cantidad de proyectos en danza, ninguna de ellos ha obtenido dictamen de Comisión y mucho menos tratamiento en el recinto, pero su simple presentación estimula la esperanza de una regulación que acerque al cannabis medicinal a cientos de personas que por miedo, prejuicios y desconocimiento en general, aún no acceden al medicamento.-

 

El tratamiento que se viene. Las Comisiones parlamentarias. 

En forma previa a la sanción de una ley, existen Comisiones Parlamentarias, en las que se decide la suerte de los proyectos que los legisladores nacionales impulsen. Para que una iniciativa sea votada en el recinto, debe recibir un dictamen de comisión.-

La utilización del Cannabis medicinal se trata del goce de un derecho a la salud, por lo que la competencia primaria y natural corresponde a la comisión de Acción Social y Salud Pública, dado que compete a la misma “dictaminar sobre todo asunto o proyecto referente a la legislación sobre salubridad individual, pública o social, considerando la medicina asistencial, preventiva y social, así como con lo relacionado a la salud colectiva”.-

En el Universo de los usuarios de cannabis medicinal se encuentran pacientes con discapacidad. Muchas veces se trata de niños con discapacidad, que padecen epilepsias de la infancia devastadoras, que poseen sintomatología que hace sufrir tanto al paciente como a la familia. Por ello, entendemos que otra comisión parlamentaria que debería intervenir es la de Discapacidad, toda vez que a la misma compete: “dictaminar sobre todo asunto concerniente a la defensa de los derechos de las personas con discapacidad, y sobre todo proyecto o solicitud de reformas a las leyes competentes en la materia. Estimular políticas efectivas en todas las áreas, que permitan la total integración de las personas con discapacidad. Promover campañas de concientización y educación en pro de la no discriminación y la igualdad de oportunidades. Efectuar el seguimiento del cumplimiento de las leyes, decretos o resoluciones que dispongan el destino de fondos a proyectos o programas vinculados a la discapacidad” (Art. 101 sexies). -

La utilización del Cannabis medicinal también se vincula a la ley penal de estupefacientes, toda vez que la misma regula la utilización de la planta, sancionando con pena a quien siembra, cultiva produce, fabrica o extrae productos, sin diferenciar si es para uso medicinal o recreativo.-

En efecto, la ley nacional de estupefacientes, cuya competencia corresponde a la justicia federal, establece en su Art. 5º: Será reprimido con reclusión o prisión de cuatro a quince años y multa el que sin autorización o con destino ilegítimo: a) Siembre o cultive plantas o guarde semillas utilizables para producir estupefacientes, o materias primas, o elementos destinados a su producción o fabricación; b) Produzca, fabrique, extraiga o prepare estupefacientes; c) Comercie con estupefacientes o materias primas para su producción o fabricación o los tenga con fines de comercialización, o los distribuya, o dé en pago, o almacene o transporte; d) Comercie con planta o sus semillas, utilizables para producir estupefacientes, o las tenga con fines de comercialización, o las distribuya, o las dé en pago, o las almacene o transporte; e) Entregue, suministre, aplique o facilite a otro estupefacientes a título oneroso. Si lo fuese a título gratuito, se aplicará reclusión o prisión de tres a doce años y multa de tres mil a ciento veinte mil australes”.

Por ello, a efectos de sostener que el cannabis medicinal debe ser diferenciado del estupefaciente de la ley penal, resulta competente la comisión de legislación penal, dado que compete a la misma: “dictaminar sobre todo asunto relativo a la legislación penal, procesal penal, policial, carcelaria y régimen de defensa social. 

 

Chubut, la pionera 

En la ciudad de Comodoro Rivadavia, provincia del Chubut, vive Micaela, una adolescente que padece un tipo de Epilepsia Refractaria, conocida como Síndrome de Dravet. El 20 de abril de 2016 su madre, Carola Pedraza, ante la desesperación por la delicada salud de su hija y el sufrimiento que la enfermedad le provocaba, decidió iniciar el suministro de aceite de cannabis que ya tenía en su casa, luego de un calvario burocráctico, para realizar la importación de EEUU. 

Con la primera dosis, Micaela tuvo un cambio significativamente positivo y de manera simultánea al cambio, su madre inició hasta la actualidad una lucha por los derechos de su hija y la de otros pacientes en similar condición.-

Así, el Concejo Deliberante de la Ciudad de Comodoro Rivadavia instaló la necesidad de la regulación ante la Cámara de Diputados de la Provincia, la que, con un fuerte debate, arriba a la sanción de la ley 588/2016, mediante la que se incorpora al vademécum de salud pública como tratamiento alternativo Charlote Web para el tratamiento del síndrome de Dravet (epilepsia) y asimismo dispone que la Obra Social de la Provincia (SEROS) deberá suministrar dicha medicina a sus afiliados.-

Así, Chubut resulta la primera provincia de la República Argentina en legislar sobre el uso de cannabis medicinal, encontrándose a la fecha pendiente de reglamentación por parte del Poder ejecutivo provincial.-

 

Conclusión

La existencia de voluntades políticas tendientes a consagrar el régimen legal del Cannabis medicinal es una buena noticia. Sin embargo, es un imperativo de estricta justicia social que nuestros representantes prioricen el tratamiento y sanción de una ley que permita consagrar efectivamente el acceso regulado al medicamento, porque hay algo indiscutido: el dolor no puede esperar.-