Madres argentinas se suman a la Marcha Mundial de la Marihuana para pedir la legalización del uso medicinal

Familiares y pacientes piden la regulación del cannabis para uso medicinal. Foto: Archivo

Un grupo de madres argentinas se suma hoy a la Marcha Mundial de la Marihuana, en reclamo de la legalización del cannabis para uso medicinal. La ONG Cannabis Medicinal Argentina (Cameda) participará de la movilización junto a familiares, pacientes y profesionales de la salud que exigen el reconocimiento de los beneficios medicinales de la marihuana en tratamientos para enfermedades como la epilepsia infantil.

La movilización en la ciudad de Buenos Aires arranca en Plaza de Mayo y se dirigirá hacia el Congreso. Este evento se replica en varias ciudades de todo el mundo. En la Argentina también se realiza en Bahía Blanca, Bariloche, Córdoba, Junín, La Plata, Mar del Plata, Mendoza, Necochea, Neuquén, Paraná, Posadas, Resistencia, Rosario, Rufino, Santa Fe, Tandil, Ushuaia, Villa Gesell.

Uso medicinal

Si bien el objetivo general de la marcha es reclamar la regulación del consumo de cannabis en general, y terminar con la criminalización y persecución de sus usuarios y cultivadores, este grupo de madres, pacientes y familiares pide especialmente que se legalice el uso medicinal y se permita la investigación y la producción a nivel local de productos para tratamientos de enfermedades.

Uno de los usos más comunes del cannabis medicinal es en el tratamiento de la epilepsia infantil. Hace unos meses se hizo conocido el caso de Josefina, una nena de 3 años, que vive en Villa Gesell, y padece de Síndrome de West, un tipo de epilepsia muy agresivo. El uso de aceite de cannabis le permitió reducir drásticamente la cantidad de convulsiones diarias. Después de varios reclamos, su familia consiguió que la Administración Nacional de Medicamentos (ANMAT) le autorizara importar el aceite de los Estados Unidos. Esto abrió la puerta para otros pacientes con padecimientos similares.

Sin embargo, el reclamo pide avanzar un paso más, para lograr la producción del aceite en la Argentina, orientado al tratamiento específico de cada paciente.

Fuente: LA NACION